Montaña de cubos

Publicado: 12 febrero, 2007 en Reflexivos, Relatos
Etiquetas:, ,

Cuando era pequeño soñaba con tener una montaña de cubos, de esas fichas de lego o tente, para poder construir castillos, puentes o naves de gran tamaño. Nunca tuve tantas piezas pero, no obstante, sí que pude hacer algunas construcciones de gran tamaño.

Aún recuerdo un día cuando construí un puente que comunicaba el sofá de la salita don la mesita que allí tenemos para depositar el mando de la tele, ceniceros… toda esa clase de objetos. Era un puente consistente con una gran vida central. Después de construirlo lo utilicé para dar paso a mis coches de un lado a otro, para poder jugar más a mis anchas.

Era pequeño cuando hice aquello, tendría unos 10 años y soñaba con ser arquitecto, luego las circunstancias y mis gustos me llevaron por un camino que distaba mucho del que yo pensaba, pero sigo recordando aquellos días y, cada vez que lo hago, una sonrisa viste mi boca.

Siempre soñé en tener esa gran cantidad de piezas para multitud de cosas. La imaginación es una de mis cualidades más fuertes y me llevó a hacer cosas que la mayoría de los niños que conocí no imaginaron.

¿Os acordáis de los Playmobil? Un día fabrique con tente cuerpos para ellos. Tenía cabezas sin cuerpo, de algunos que se me habían roto y  mirándolos se me ocurrió hacerlo y quedó bastante bien. Aún tengo alguno de los que hice guardado. Mis padres alucinaron al verlo y también mis amigos.

Desde luego este es un buen exponente de lo que es capaz de hacer uno con imaginación. Ahora ya no la utilizo para jugar, ya soy mayor, peor no creáis que me olvidado de ella, la utilizo para otras cosas: para escribir, para investigar y para sorprender a aquellas personas que me importan y, sobre todo, para evadirme de todos esos problemas y líos que vienen a la cabeza cuando uno es mayor.

Muchas cosas me he dado imaginar y, más que nada, un montón de recuerdos con los que sonreír en días que cuadran oscuros. Por supuesto, seguiré guardando como tesoros esos recuerdos y siempre, siempre, creeré en que tal vez, algún día, pueda tener una montaña de cubos.

Montaña de cubos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s